Reino Unido: viuda y con su familia en crisis, la reina Isabel II cumple 95 años en soledad

A cuatro días del funeral de su esposo, la reina Isabel II celebrará sola en el castillo de Windsor, el miércoles sus 95 años. Una “nube sanitaria” de 22 personas la acompaña: desde sus valets a su diseñadora, Angela Kelly. Los hijos deberán turnarse para saludarla.

Llegará primero el príncipe Andrew y luego, Sophie y Eduardo, los condes de Wessex, que son muy cercanos a la soberana. Habrá una “rota familiar” para acompañar a la reina en este periodo tan triste de su vida. Por la pandemia, ella deberá tener restringida la cantidad de personas que puede ver.

Hasta ahora, la reina continúa en el palacio. Se la ha visto manejar su propio Jaguar verde para llegar a los jardines de Frogmore, donde pasea sus nuevos perritos, un Corgi llamado Muick y un Dorgi bautizado como Fergus junto a Candy, su vieja perrita. Un regalo que ella recibió cuando el príncipe Felipe se encontraba internado en el hospital.

Familia real detrás del féretro del príncipe Felipe. Foto: Reuters

Familia real detrás del féretro del príncipe Felipe. Foto: Reuters

Un cumpleaños significativo. Viuda, con su familia en crisis y sin demasiado espíritu de reconciliación, y ante la perspectiva de cambios en la monarquía, con un rol más preponderante del príncipe Carlos en la delegación de funciones oficiales y viajes y redistribución de los cargos y patronazgos reales, sin los Sussex y el príncipe Andres.

Después del duelo

El viernes será el último día de duelo para la reina. Ella continuará sus actividades oficiales. Seguirá viviendo en el palacio de Windsor y viajará al palacio de Buckingham para los actos oficiales.

El primer deber de la reina cuando regrese al trabajo será lidiar con cajas rojas de papeles del gobierno. Los asistentes ya están analizando una serie de posibles compromisos de Windsor en los días posteriores, muy probablemente por video llamada o teléfono. Su primer compromiso público será la apertura estatal del parlamento el 11 de mayo, cuando pronunciará el discurso tradicional en nombre del gobierno con el príncipe Carlos a su lado, como se ha convertido en la costumbre en los últimos años.

La reina cumple años dos veces: uno realmente y otro protocolarmente. Foto: Reuters

La reina cumple años dos veces: uno realmente y otro protocolarmente. Foto: Reuters

La reina cumple años dos veces: uno realmente y otro protocolarmente. El cumpleaños oficial se celebra en junio y suele estar marcado por el desfile Trooping the Colour, aunque no se llevará a cabo en su forma tradicional durante un segundo año debido a la pandemia. El Palacio de Buckingham dijo que se estaban considerando opciones para un desfile en el Castillo de Windsor.

El príncipe Carlos a Gales

El príncipe Carlos se fue solo a Llwynwermod, en Llandovery, su casa de campo en Gales, para su duelo privado, luego de una cumbre extraordinaria con el príncipe William y el príncipe Harry inmediatamente después del funeral del príncipe Felipe. El príncipe Harry regresó a Frogmore Cottage, después de una caminata a solas con su padre, para la gran reunión de los tres.

El vinculo es tan tenso que él debió escribir cartas a su padre, antes de su llegada a Gran Bretaña porque no le atendía el teléfono. Allí prometió “respetar las instituciones”. No se sabe si va a volver a ver a la reina Isabel aun en su cumpleaños, que no está con animo para una confrontación y siempre las evita.

El príncipe Carlos se fue solo a Llwynwermod, en Llandovery, su casa de campo en Gales. Foto: AFP

El príncipe Carlos se fue solo a Llwynwermod, en Llandovery, su casa de campo en Gales. Foto: AFP

Carlos partió después de una reunión cara a cara en Frogmore Cottage con sus dos hijos, donde comenzaron los ‘pequeños pasos’ hacia una reconciliación, después de la explosiva entrevista de Harry y Meghan con Oprah Winfrey. Pero primero padre e hijo caminaron a solas, antes del encuentro familiar.

El príncipe heredero creyó que necesitaba estar a solas en Gales sin Camila ni sus hijos, para pensar en la monarquía que viene, en su rol, y en la crisis familiar que enfrenta sin precedentes. El príncipe Carlos ha decido enmendar el vínculo con su hijo, según las fuentes.

Nadie escuchó la conversación. No hubo cortesanos cerca. Solo ellos tres. La queja de Harry es que todas sus posturas eran filtradas a los tabloides británicos después.

Kate también asistió a partes de las conversaciones entre los hermanos, algunas de las cuales tuvieron lugar en Frogmore Cottage, la casa de Harry. La princesa Eugenie y su marido, que ahora viven en la casa con su bebé, desaparecieron.

Un helado recibimiento

El príncipe Harry fue recibido con absoluta frialdad por la mayor parte de la familia real. La princesa Anne, Edward, el hijo de la reina, y Sophie, su esposa, los condes de Wessex, no le dirigieron la palabra. No perdonan su entrevista y su descripción de la Familia Real como “racista” y que los abandonó a él y a Meghan.

El único que mostró su solidaridad fue el príncipe Andrés. La atmósfera no fue mejor a la de su última aparición en la abadía de Westminster, en el último día que los Sussex tuvieron una actividad oficial en Gran Bretaña, antes de su partida.

El príncipe Harry fue recibido con absoluta frialdad por la mayor parte de la familia real. Foto: Reuters

El príncipe Harry fue recibido con absoluta frialdad por la mayor parte de la familia real. Foto: Reuters

Pero, en un desarrollo sin precedentes, que pone al descubierto la profundidad de su ruptura, Charles y William prefirieron reunirse con Harry completamente a solas, para que las palabras de nadie pudieran malinterpretarse o filtrarse después. La crisis de confianza es absoluta entre unos y otros. Costará enormemente reconstruirla, si un día lo hacen.

Solo pudieron pasar un corto tiempo juntos al aire libre debido a las restricciones de Covid y también sin personal, incluidos cortesanos de alto nivel, que escucharan lo que se decía.

Una mini monarquía

El príncipe Carlos diseñara solo en Gales su monarquía, a su manera. Habrá una cumbre en las próximos 15 días para decir como funcionará la Familia Real.

El príncipe William deberá estar involucrado porque los cambios también pueden afectarlo cuando herede el trono.

Él quiere una “pequeña monarquía” con la reina, él y su esposa Camila y los duques de Cambridge, William y Kate. Los Sussex no están incluidos, al igual que el príncipe Andres.

Los Wessex deberán incorporarse. Seguramente se van a cortar centenares de patronazgos reales y actos en los que participaba la Familia real anualmente. No serán las 3.000 ceremonias actuales.

No se sabe si el príncipe Harry continúa en Gran Bretaña o se tomó el único avión diario a Los Ángeles de British Airways este martes.

París, corresponsal

ap