Joe Biden anuncia una vacunación masiva en EE.UU. y elimina la restricción por edad

A un año de que fuera declarada la pandemia que causó más de 532.000 muertos en Estados Unidos, el presidente Joe Biden anunció que ya hay “una luz al final del túnel” y que serán eliminadas las restricciones de edad para recibir la vacuna contra el Covid19.

A partir del 1 de mayo, todos los estadounidenses adultos podrán ser inmunizados libremente, en una masiva campaña que se acelera cada día más.

En su primer mensaje a toda la nación, y pocas horas después de firmar su gigantesco plan de estímulo económico aprobado por el Congreso, Biden dijo el jueves por la noche que daba la directiva a los estados “para que todos los mayores de 18 estén habilitados para recibir la vacuna contra el Covid-19 a partir del 1 de mayo”, señaló.

El presidente estadounidense Joe Biden junto a la vice, Kamala Harris. (AFP)

El presidente estadounidense Joe Biden junto a la vice, Kamala Harris. (AFP)

En su discurso desde la Casa Blanca, el presidente se mostró optimista en que pronto volverán los encuentros cara a cara. Y anunció una fecha muy simbólica para que los estadounidenses se “liberen” del virus: el día de la Independencia de Estados Unidos, cuando los ciudadanos suelen juntarse a celebrar y ver fuegos artificiales en todo el país.

“Si todos cumplimos con nuestra parte, hay una buena chance de que el 4 de julio podamos juntarnos en pequeños grupos para celebrar el día de la independencia”, agregó.

Con tres vacunas aprobadas por la FDA (Pfizer/BioNTech, Moderna y Johnson & Johnson, está ultima de una sola dosis) la campaña de vacunación avanza a ritmo acelerado para este inmenso país de unos 330 millones de habitantes y el más afectado del mundo, con más de 29 millones de contagiados y 532.000 muertos.

La campaña de vacunación avanza con velocidad en EStados Unidos. (EFE)

La campaña de vacunación avanza con velocidad en EStados Unidos. (EFE)

Este viernes se anunció que los trabajadores sanitarios ya administraron en total más de 100 millones de dosis, según los Centros para la Prevención y el Control de Enfermedades (CDC), y se ha alcanzado ya un ritmo de 2,2 millones de aplicaciones por día. 35.000.159 estadounidenses están completamente vacunados, el equivalente al 10,5% de la población.

La campaña de inmunización comenzó el 14 de diciembre, aún bajo la presidencia de Donald Trump. Cuando asumió el poder el 20 de enero, el presidente Biden planteó como objetivo llegar a las 100 millones de dosis el 30 de abril, pero rápidamente revisó esa meta para plantearse alcanzar los 150 millones en sus primeros 100 días de gobierno.

Ahora, cuando lleva 50 días en la Casa Blanca, adelantó sus objetivos para el 1 de mayo. Esto no significa que todos los adultos estén vacunados para esa fecha, sino que todos van a poder hacerlo sin restricciones.

El gobierno de Estados Unidos comenzará a vacunar sin restricción de edad. (EFE)

El gobierno de Estados Unidos comenzará a vacunar sin restricción de edad. (EFE)

Vacunas no faltan porque hay cientos de millones ya compradas y en fabricación. Además, Biden se aseguró de que el proceso de inmunización se acelere con centros de suministro en farmacias, supermercados, estadios y centros comunitarios.

Además, el jueves también anunció que reclutará a dentistas, veterinarios y estudiantes de la salud para que ayuden a inyectar las vacunas.

Nuestra economía se recuperará, los niños regresarán a la escuela y demostraron una vez más que este país puede hacer cualquier cosa”, dijo Biden optimista. “Sabemos lo que tenemos que hacer para vencer a este virus: decir la verdad y seguir a la ciencia”, agregó.

Pese al optimismo, el presidente pidió a la población seguir actuando con cautela y reclamó que se escuchen los consejos del Dr. (Anthony) Fauci, “una de las voces más distinguidas a nivel global”, que aún aconseja la distancia social y el uso del barbijo.

Lo dijo sobre todo porque hay estados, como Texas y Alabama, que ya han liberado todas las restricciones sanitarias, aunque todavía hay circulación del virus. Biden pidió a los ciudadanos que estén atentos porque, en caso contrario, “tal vez” tengan que volver a imponer las restricciones”. “No queremos hacer eso”, añadió.

Pero igualmente se mostró optimista: “Hay verdaderas razones para tener esperanzas, les prometo”. “Vemos la luz al final del túnel”.

Luego de promover su campaña de vacunación, Biden también avanzó en la celebración de su plan de estimulo para paliar los efectos de la pandemia en la economía.

En un acto este viernes en el Jardín de las Rosas de la Casa Blanca, el presidente dijo que había cumplido su promesa del masivo paquete de 1,9 billones de dólares, que ayudará a los sectores más afectados, y llevará cheques de 1.400 dólares al bolsillo de cada estadounidense. “Por primera vez en mucho tiempo -siguió-, esta ley pone a los trabajadores de esta nación, primero. No es una hipérbole, es un hecho”.